viernes, 21 de junio de 2013

EL AUTOMASAJE UN MARAVILLOSO BIENESTAR PARA TU ORGANISMO



Digamos que sus beneficios son notorios y como muestra esta lista:

Estimula y mejora la circulación sanguínea facial.

Estimula la piel favoreciendo su regeneración.

Previene y retarda el envejecimiento cutáneo

.Aumenta la elasticidad de la piel.

Es una gran ayuda para mantener la piel suave e hidratada favoreciendo, a su vez, la absorción y eficacia de cualquier crema que se utilice.

Previene el descolgamiento y lo también lo trata fortaleciendo la musculatura facial.

Y ahora veamos como podemos llevar a cabo nuestro propio automasaje.

Puedes usar un aceite facial o aceite de almendra. Si prefieres puedes usar una crema de rostro.

 1- Comienza arriba de los pechos (área del decolette) con movimientos ascendentes jamás descendente. Utiliza las yemas de los dedos y ambas manos sin ejercer presión,

 2- En el cuello continua con los movimientos ascendentes usando las yemas de los dedos. En el cuello puedes utilizar los nudillos de los dedos. Es un masaje suave y relajante. Cuando llegues a la parte superior del cuello usa todos los dedos (juntos) y con las palmas hacia abajo masajea de forma suave.

 3- Comienza a deslizar los dedos sobre tu rostro buscando la dirección de los músculos. (Movimientos ascendentes y sin ejercer mucha presión.). Desliza las manos usando las yemas de los dedos siguiendo la dirección del músculo puedes usar movimientos largos o rotativos siempre ascendentes.

 4- En la frente busca el centro y con las manos masajea siempre utilizando las yemas de los dedos con movimientos hacia las sienes.
 5- Alrededor de los ojos busca el hueso y da pequeños golpecitos con las yemas de los dedos, abre tus dedos y masajea el parpado y alrededor del hueso con movimientos ascendentes.

 6- La nariz, cruza tus dedos entre si, frente a tu cara, luego con los pulgares a ambos lados de la nariz comienza a frotar haciendo círculos en forma ascendente.

 7- Coloca tus manos de manera que tus pulgares queden arriba de la oreja a ambos lados y tus dedos índices en medio de la frente y ejerce un poco de presión.

 8- Date pequeñas palmaditas en el rostro y eso es todo. 
Está claro que como un masaje que nos pueda dar un profesional no hay nada, pero si no hay otra podemos hacernos nuestro propio masaje 

Translate

Entradas populares